Geófonos electro-acústicos

Actualmente, las fugas de agua suponen un problema tanto para empresas públicas como para particulares, debido al coste medioambiental (pérdida de agua), y el coste económico (tanto el propio consumo, como las reparaciones posteriores). A estos inconvenientes se les suma la perdida de compacidad del suelo, daños en estructuras y viario público.

Para ello disponemos de los siguientes equipos de detección de fugas de agua:

  • Geófonos: Localizan fugas de aguas mediante señales electroacústicas.
  • Correladores: Sirven para acotar la zona de estudio previa a la detección de las fugas. La localización se realiza mediante señales de frecuencia de onda.
  • Prelocalizadores: Se utilizan previamente a la localización de la fuga.
  • Localización mediante hidrógeno: este tipo de detección se realiza en tuberías aéreas.

 

Los métodos de detección de fugas de agua que realiza GEOZONE se califican como:

  • No intrusivo: no necesita hacer obra para llegar hasta donde se encuentra la fuga.
  • Indirecto: se utiliza un método innovador de base tecnológica, que ofrece una gran fiabilidad.

Debido a la polivalencia del método puede utilizarse en los siguientes entornos:

  • Ámbito urbano (aceras y calles).
  • Domicilios particulares.
  • Piscinas comunitarias.
  • Redes de abastecimiento de polígonos.
  • Monitorización de fugas de embalses.